Biodanza sistema Rolando Toro

Fué mágico

Fué mágico. Sólo han pasado dos semanas desde que danzamos la primavera, y a mí me parece ya un siglo. La experiencia fue increíble, como todas al fin y al cabo. Lo increíble esta vez fue danzar con mi re-conocido miedo…porque creo que eso fue lo que me ocurrió en general durante el fin de semana. Ese miedo se hizo presente de una forma poderosa pero no paralizante. Sin embargo, fue liberador compartirlo con vosotros, y mágico el movimiento de ola que se produjo después. Así lo percibí yo. Fué tan mágico, que mi espíritu se quedó en el cortijo unos días más. No exagero cuando os digo esto. Cerraba los ojos y os veía y veía el cortijo,es más me sentía allí. Mi cuerpo y mi espíritu estuvieron separados unos días, hasta que la rutina, imagino, los volvió a juntar. Gracias por acompañarme una vez más.

Autor : Graciela de Albacete