Biodanza sistema Rolando Toro

Biodanza y el Árbol de los Deseos en Bilbao con Tuco Nogales

arbol deseos bilbao

Fecha: 16/02/2018
Lugar: Sala de Eventos Hotel Rural Amalulla, Artzentales País Vasco. Enclavada en plena naturaleza, con disposición circular y amplio aforo, es un espacio relacional privilegiado para encuentros que favorecen el diálogo, la introspección y el recogimiento, así como para ceremonias y actuaciones. www.amalurra.com
Precios: 145€

Información y reservas: Ver formulario

Saber lo que queremos en la vida es parte de nuestra identidad.
Las personas estamos movidas por deseos, unas veces conscientes y otras inconscientemente.
Si nuestros miedos tienen un efecto paralizante, nuestros deseos tienen un poder acelerador.
Expresar los deseos es una forma de liberación.
El deseo puede ser reprimido por la culpa, por los prejuicios, por el miedo de las consecuencias o por los obstáculos externos.
A través de Biodanza se adquiere el permiso para realizarlos.
Los deseos son mutables y cambiantes.
Hay deseos que pasan rápidamente y que cuando no se realizan, no generan mayores frustraciones o resentimientos. Otros deseos, en cambio, constituyen verdaderos traumas estructurales de existencia.

El despertar de los deseos primordiales mediante Biodanza es una liberación de las represiones, activa funciones nerviosas, endocrinas e inmunológicas.
En la Naturaleza todo está conectado.

Nuestros deseos crean una conexión sinfónica con el Universo.
La vida se expresa a sí misma a través del deseo.

Vivenciar nuestros deseos intensamente genera una fuerza telepática y una resonancia morfológica.
Nuestros deseos se proyectan sobre una nebulosa de probabilidades, creando las condiciones espacio-temporales para su realización.

Nuestra metodología consiste en conocer nuestros deseos, después de una elaboración sincera y luego vivenciarlos a través de danzas y ceremonias de Biodanza.

Simplemente hay que desear…, vivenciar el deseo…, y esperar sereno, sin ansiedad.

“No basta con tener deseos en la conciencia, es necesario danzarlos”: Rolando Toro.

El “Árbol de los Deseos” es el “Árbol de la Vida.